Cine, Gestión de Empresa

Jerry Maguire & Gestión de personas (1/3)

Viernes, 22 Agosto 2008

¡Ya estoy de vuelta de las vacaciones! :-)

Creo que alguna vez he comentado mi afición al Cine. Suelo ver películas de todo tipo, desde las más comerciales hasta las más independientes. Me entretengo, desconecto y aprendo. No solo contienen mensaje las películas independientes anticomerciales (que en ocasiones decimos ver para aparentar ser cultos). No tengo pudor en reconocer abiertamente que me encanta Blade, Spiderman, Batman … no en vano suelo hacer referencias en mis post sobre dichas películas.

Una de mis películas favoritas es Jerry Maguire. Además de sentirme bastante identificado con el protagonista, creo que es un buen ejemplo de gestión de personas. En mi opinión es un arte que todos deberíamos dominar, seamos quien seamos, hagamos lo que hagamos, en la empresa o fuera de ella. Y el gran reto está en gestionar a las personas más complicadas de gestionar: a los "stars". No en vano cada vez más se cotiza a la alza los "starmakers".

Gestión de Stars: "Ayudame a ayudarte"

Suelo decir a la gente de mi equipo  "tu éxito es mi éxito". Me interesa sincera y egoístamente (por que no admitirlo) que mi gente prospere. Si ellos progresan, tendré un mejor equipo. Si ellos consiguen sus objetivos, yo consigo los míos. Si ellos fracasan, yo fracaso. Su triunfo es mi triunfo como directivo.  

Esto que parece algo tan evidente se diluye en muchas organizaciones por culpa del "medallismo" (a ver quien se cuelga el mérito), por el "cortoplacismo" que nos ciega en muchas ocasiones o por los complejos del directivo que no confía en sí mismo y que tiene miedo a ser superado ("en el país de los ciegos el tuerto es el rey"). Lamentablemente en nuestro país hay excesiva tendencia a la "mediocridacia" (justicia = todos iguales… de mediocres).

¿Cómo podemos conseguir que nuestra gente alcance sus  metas? No son suficientes las buenas palabras. Especialmente cuando se trata de la gestión de stars, esos jugadores que son capaces de cambiar el curso de un partido con una genialidad. Para que lo consigan tienen que estar motivados, capacitados, sentirse escuchados, … Como este tema da para  muchos posts, me limitaré a hablar de 1 sólo consejo muy poderoso: desear sinceramente lo mejor para tu equipo star/subordinado/compañero (gracias Pikatchu!). Y muchas veces lo mejor para ellos no es ni lo que el manager cree, ni lo que ellos creen. Por eso es vital que el primer paso es que tu equipo aprenda a ayudarte a ayudarles. Que no es lo mismo que dejarse ayudar. Y eso tiene que ser totalmente sincero, tal como muestra Jerry a Rod en la siguiente escena. Tan sincero que Rod se parte.

 

6 comentarios en “Jerry Maguire & Gestión de personas (1/3)”

  1. Jordi Marin dijo:

    Uno de los mejores posts que he leido ultimamente, lo suscribo al 100%

  2. Pikatxu dijo:

    Si si, muy bonitas son las palabras. Pero con ellas no basta.

    El consejo poderoso número 1: “desear sinceramente lo mejor para tu equipo”

    Un equipo es empresarial. Lo que desea uno puede ser infinitamente distinto a lo que desea otro.

    Creo que es mejor centrarse en desear lo mejor para el individuo (forme o no un equipo). Pero eso requiere más esfuerzo, dependiendo del núemro de trabajadores.

    Saber escuchar es muy dificil. Hay que aprender de verdad a saber escuchar. Popularmente conocido como “ponerse en la piel del otro”. Y no hacer ver que los escuchas y dar tus consejos desde tu piel.

    En nuestro país siguen habiendo desigualdades: mediocres de todos los tipos, en su mayoría, y el resto.

    Mucha suerte, Mr. Maguire !

  3. Dídac Lee dijo:

    @ Pikatchu: Ops! tienes razón! quería decir “desear sinceramente lo mejor para tu subordinado”. Es lo que suelo decirles a los mánagers y por ese motivo puse el ejemplo de Jerry Maguire con su representado.

    Pero por otro lado, también es imprescindible que el CEO de la empresa sea competente en alinear las voluntades y objetivos del equipo. Y si no lo hace, la empresa tiene un problema real.

  4. Dani dijo:

    Completamente de acuerdo. Solo añadiría que los existos tienen que ser compartidos con todos los implicados. Y los fracasos tienen que hacerse saber y analizarse.
    También entiendo que todo depende de la tipología de empresa. Si por encima tuyo solo esta el jefe, ¿cómo puedes progresar? Hay entraríamos en el comentario de Pikatchu. El individuo miraría solo para su beneficio. Entiéndase su desarrollo personal.

    Lo más importante para un equipo es hacia donde va y que objetivos se espera de ellos cumplir. Y en términos generales que objetivos tiene la empresa a corto medio-plazo.

  5. Aurora Garal dijo:

    Sinceramente nunca le he dicho a nadie de mi equipo que me ayude, que eso le ayudaría también a él. No creo que el concepto exacto sea ayudar, sino tener un mismo objetivo. Parece que cuando ayudas a una persona le estás haciendo un favor, y no creo que se trate de eso..
    Creo que en un equipo, todos tenemos un objetivo común, pero lo cierto es que cada uno de los integrantes del equipo además tiene unos objetivos individuales, así como unas expectativas. Creo que el conocer tanto los objetivos individuales como sobre todo las expectativas, pueden marcar la diferencia de que un equipo triunfe.
    Mi clave en los equipos: que todos sepamos el objetivo común y lo hagamos propio, y luego que cada uno sepa los objetivos y las expectativas individuales de las personas que gestiona.

  6. Dídac Lee dijo:

    @ aurora: sin duda alguna! pero el post iba por otro lado: pedir a nuestra gente que nos ayude a ayudarlos, algo que parece trivial pero que no lo es: cuantas veces nos hubiera gustado que nuestro jefe nos concretara más las cosas, que nos dijera claramente qué espera de nosotros (igual ni era consciente de ello), etc pues esto mismo intentarlo aplicarlo a todo el mundo y asegurar que estamos todos en el mismo barco.

Escribe un comentario